Urbefincas

Se reducen los morosos en las comunidades

Se rompe por fin la tendencia al alza de la cifra de morosos en las comunidades de propietarios. Desde el año 2007 la cifra de deudores no hacía más que crecer y por fin este 2015 nos deja un resultado que aunque no debe conformar a nadie deja entrever que la recuperación puede estar comenzando.

La cifra de la deuda en Asturias del año 2015 asciende a 35 millones de euros, es decir un 2,8% menos que en el año anterior.  Son datos que ha dado a conocer el Consejo General de Colegios de Administradores de Fincas en su “Informe sobre la morosidad en las Comunidades de Propietarios de España 2015”.

El mismo informa analiza las causas de esa deuda y el porqué de la disminución en el ejercicio anterior.

Los bancos siguen teniendo una cantidad importante de cuotas impagadas, representan el 48,8% de la deuda de las comunidades y la burocracia y el papeleo es una de las causas de que esa deuda no coja ritmo en el descenso.

Otra de las causas es el período de reclamación de cuotas impagadas. Después de la modificación de la Ley 8/2013 se han podido reclamar las deudas del año en curso más los tres anteriores, pero hay que dar un paso más y alcanzar los cinco últimos años para que se cumplan plazos de prescripción normales.

Sin duda es una buena noticia que tomamos con moderación desde los administradores de fincas y que anhelamos que mejore porque eso supondrá una recuperación de las economías domésticas y también una movilización de los activos de viviendas de los bancos.

Siempre que tenemos oportunidad desde Urbefincas, administradores inmobiliarios de Oviedo, recomendamos que las comunidades de vecinos confíen su administración a un profesional colegiado, lo que le permitirá, entre otras cuestiones, contar con un mediador en casos de morosos que, conociendo los instrumentos legales, nos facilitará el proceso de reclamación de las cuotas impagadas.

 

ComparteShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *